¿Qué es exactamente la profundidad de campo?

compartir este artículo

¿Qué es exactamente la profundidad de campo?

Todas las personas que se dedican a la fotografía, tarde o temprano se encuentran con este término: profundidad de campo. ¿Pero qué significa? ¿Cómo de profundo puede ser el campo?

El término se refiere al alcance espacial del campo de enfoque. Así, una profundidad de campo grande permite retratar con nitidez tanto objetos que estén cerca como lejos. Esto es especialmente importante en la fotografía de paisajes y arquitectura, pero también, por ejemplo, en las fotos macro.

El diafragma es esencial para la profundidad de campo. Cuanto más pequeña es la apertura, mayor es la profundidad de campo. Sin embargo, también influyen la longitud focal y la distancia de captura, es decir, la separación entre la cámara y el motivo.

Puntos enfocados y círculos borrosos

Estrictamente hablando, un objetivo solo puede enfocar un único punto. Solo allí puede reproducirse un objeto con total nitidez. En todos los demás puntos situados delante o detrás de este plano, los denominados puntos de enfoque se reproducen como discos o círculos borrosos. Cuanto más pequeños son estos discos, más nítidos los vemos. Con una apertura de diafragma amplia, a menudo se distinguen pocos puntos de enfoque, aunque hay más círculos borrosos —lo que se conoce como efecto bokeh (muy popular en los retratos). Al cerrar el diafragma, los círculos se hacen más pequeños y se amplía la zona de enfoque de la imagen.

El segundo parámetro que influye en la profundidad de campo es la relación de reproducción. Esta depende de la distancia focal y la distancia de captura. Hay una regla general: a mayor distancia del sujeto, mayor profundidad de campo. Una longitud focal más corta (gran angular) permite potenciar este efecto de enfoque. En cambio, si el sujeto se encuentra cerca de la cámara, la profundidad de campo es menor. En fotografías con teleobjetivo (macro), muchas veces la zona de enfoque solo mide unos milímetros.

A propósito: el tamaño de sensor de la cámara también influye en la profundidad de campo. Así, cuanto menor es el sensor, más corta es la distancia focal necesaria. Como es sabido, con 35 mm en una cámara APS-C conseguiremos el mismo cuadro que con 50 mm de formato completo —la profundidad de campo es igual.

Comparación de profundidades de campo

Las ilustraciones muestran cómo varía la profundidad de campo en función de la apertura del diafragma, la distancia de ajuste y la longitud focal.

Modificación del diafragma

Distancia focal de 70 mm
Enfoque a 10 m
A menor apertura, mayor profundidad de campo.

A menor apertura, mayor profundidad de campo.

Distancia focal de 70 mm
Diafragma f/8
Cuanto menor es la distancia entre la cámara y el motivo, más desenfocado aparece el fondo.

Modificación de la distancia focal

Diafragma f/8
Enfoque a 10 m
Los objetivos de gran angular permiten alcanzar una gran profundidad de campo.

Toda la información sobre la distancia focal se refiere al formato pequeño de 24 x 36 mm. Los sensores más pequeños necesitan longitudes focales más cortas o distancias de ajuste adicionales para retratar un objeto a fotograma completo. Así, en cámaras con sensor APS-C y Four Thirds, al igual que en cámaras compactas, las zonas de profundidad de campo son mayores con el mismo número de diafragma.

Artículo similar